Publicidad

16 de septiembre, 2020 - 16:46

Mujeres rarámuris y otomíes se consolidan con la fabricación de cubrebocas

Los productos son hechos a mano y con bordados tradicionales

Redacción

Estatal

Publicidad

Chihuahua.- La Comisión Estatal para Pueblos Indígenas (Coepi) ha acompañado a mujeres indígenas de la ciudad de Chihuahua en el proyecto productivo de elaboración y comercialización de cubrebocas hechos a mano con bordados tradicionales, para apoyar el sustento de sus familias.

El proyecto se ha construido con el trabajo y organización de un grupo de artesanas y costureras de los pueblos ralámuli y otomí, que integraron el colectivo Döni-Sewa (flor, en ambos idiomas), se informó en un comunicado.

Hasta el momento han elaborado más de 2 mil cubrebocas con doble cubierta de tela y filtro protector.

Muchas de estas piezas cuentan con bordados tradicionales de ambos pueblos indígenas o son personalizados con figuras y objetos, producto del ingenio de las artesanas.

Las piezas se han comercializado entre funcionariado que labora en las dependencias del gobierno estatal, así como público y gente que acude a las instalaciones Coepi, donde el grupo tiene un punto de venta fijo.

La propuesta de Döni-Sewa surgió en el marco del Plan Emergente de Salud, Empleo e Ingreso Familiar del Gobierno del Estado de Chihuahua, con el objetivo de dotar a las mujeres indígenas participantes de herramientas necesarias para emprender un negocio.

El objetivo es que el grupo cree una red de trabajo comunitario, de la que sean beneficiadas con la producción y comercialización de los cubrebocas sin intermediarios y trabajando desde sus hogares, con un sueldo digno y con las medidas higiénicas pertinentes ante la contingencia sanitaria.

Publicidad