Publicidad

Publicado: 14-10-2021 06:00

¿Ya te lavaste los dientes? Esto pasa si acumulas bacterias en tu boca

Cuando no hay limpieza la placa comienza a endurecerse y entonces aparece el sarro

Vanessa Flores

De Interés

Pixabay

El aspecto amarillento que presentan algunas personas en los dientes, puede ser provocada por la placa dentobacteriana que se acumula por el nulo o mal cepillado después de los alimentos. 

De acuerdo con la odontólga Martha Rivera, esa película o 'masilla' está compuesta por restos de alimentos y azúcar, y además de que tiene una apariencia pegajosa se adhiere a los dientes después de comer.

Explica que es la principal causa de caries, por lo que recomienda que después de cada comida se retire con el cepillado, sobre todo después de la cena, y aunque después de las bebidas también se acumulan bacterias, el cepillado no es tan urgente como después de los alimentos.

¿Qué pasa si no me cepillo los dientes en mucho tiempo? 

La doctora menciona que cuando se prolonga el tiempo de la ausencia del cepillado, la placa comienza a endurecerse y entonces aparece el sarro.

El sarro es una piedra que se adhiere a los dientes y encías, que es difícil retirar por nuestra propia cuenta, por lo que es necesario acudir con un especialista para retirarlo, ya que de no eliminarse, puede provocar gingivitis, que no es más que la inflamación de las encías, sangrado y mal aliento.

Si aun con un padecimiento como el anterior, el paciente ignora los síntomas, sus dientes podrían verse afectados por una periodontitis, en la que se presentan pérdida de huesos, rescisión de las encías y movilidad de los dientes.

¿Tendré sensibilidad después de retirar la placa de mis dientes?

Si decides atender tu problema, ten en cuenta que es probable que sientas un poco de sensibilidad después del tratamiento, puesto que al retirar el sarro las encías se desinflaman y algunas zonas de los dientes, que normalmente no se ven, quedan expuestas. 

Sin embargo, recuerda que esas molestias son temporales porque son parte del proceso de recuperación. 

¿Debo lavar mi lengua también?

La doctora explica que debido a que la zona de la lengua es rugosa, es muy fácil que acumule bacterias por los restos de alimentos, y esto hace que se torne de un color blanco y se vuelva pastosa. 

Agrega que además de que da mal aspecto, produce mal aliento y no cepillarla es como no haber lavado la mitad de la cavidad bucal, por eso procura lavarla hasta que vuelva a su tonalidad rosa.

Publicidad