Publicidad

Publicado: 14-09-2021 15:54

Escritores famosos que no escribieron algunas de sus obras

Se trata de una práctica en la que 'autores fantasma' envían sus escritos a alguien reconocido

Vanessa Flores

De Interés

Pixabay

Escribir un libro requiere de un largo tiempo de redacción, es por esto que algunos autores publican sus obras con algunos años de diferencia, sin embargo, hay otros que tienen una periodicidad de publicación más corta, lo que provoca que haya incrédulos de su velocidad para crear relatos. 

José Juan Aboytia, maestro en Cultura e Investigación Literaria, detalla una interesante situación que expone a algunos autores que han recurrido a una práctica llamada autores fantasma. 

Explica que un primer autor escribe una obra, pero se publica a nombre de otro escritor que es más reconocido o que ya tiene una marca. 

Esto puede ser un contrato en el que se acuerda que el autor real no aparece en los créditos del libro y que tampoco puede ser público que la obra se ha hecho de esta forma. 

Estos son algunos escritores que llegaron a un acuerdo con un autor fantasma: 

Hay personas que sospechan que Stephen King no haya escrito tantas obras, sin embargo, el experto asegura que esto es falso,ya que menciona que King escribía por lo menos ocho horas diarias.

Alexandre Dumas, autor de los Tres Mosqueteros, tenía un escritor fantasma bajo el nombre de Auguste Maquet. Este último había llevado sus obras a una editorial, sin embargo le negaron la publicación por no ser reconocido, es entonces que acepta trabajar en colaboración con Dumas.

Luego, su relación se terminó porque Maquet quería tener su propio reconocimiento, pero fracasó en el intento. 

Hay quienes creen que William Shakespeare no escribía sus obras, sino otro dramaturgo de nombre Christopher Marlowe. Incluso, comentaban que gente de la realeza le enviaba sus obras, por lo que siempre ha habido una discusión sobre cuáles fueron sus verdaderos escritos. 

Lovecraft fue otro escritor acusado de esto, ya que escribió algunos cuentos y relatos de ciencia y escapismo de la autoría del ilusionista Harry Houdini.

Cuando Lovecraft murió, su viuda contrató a otro autor para que terminara sus obras, sin embargo, esto sí se hizo público. 

Finalmente, el maestro explica que una situación parecida sucede con los libros de los políticos y algunos famosos. 

Publicidad
Publicidad
Publicidad
Publicidad