13°C / 55.4°F
C: 19.98 | V: 20.35

Ambición desmedida

Por: Cuauhtémoc Monreal Rocha | 26 de noviembre, 2018 - 06:24 | Opinión |

La esperanza es, en verdad, el peor de los males, porque prolonga las torturas de los hombres. Friederich Nietzsche, filósofo alemán.

El domingo ha pasado y todo mundo se apresta a iniciar, el lunes, la faena diaria; nosotros no se diga, pues según la sentencia bíblica, tenemos que ganar el pan nuestro de cada día, con el sudor de la frente, a excepción de los empresarios, (ellos, según nos han dicho, sudan de otra manera) porque dicen por ahí, que su dios es el becerro de oro y les gana una ambición desmedida.

Cierto o falso lo anterior, cada quien interprételo a su leal saber y entender, porque lo cierto es que los dueños del estacionamiento del centro comercial Las Misiones, no pierden la esperanza de volver a cobrarles a los consumidores, por estacionar sus vehículos en ese lugar, para luego ir a gastar su dinero en los diferentes comercios que hay al interior de ese centro misional.

Hemos opinado que, como consumidores, al igual que la sociedad fronteriza, no estamos ni estaremos de acuerdo en que en los centros comerciales, en los hospitales y en los restaurantes, se cobre alguna cantidad por estacionarse, porque está forma de actuar de algunos empresarios, está fuera de todo sentido común.

Si hay algún ordenamiento municipal que los autoriza a estos cobros que consideramos indebidos, entonces que la autoridad, con claridad, se lo haga saber a la sociedad juarense y si no existe tal ordenamiento "tonces" que se lo haga saber también a estos empresarios emprendedores, para no estar ambas partes, con er Jesús en la boca.

Creemos que hablando se entiende la gente, pero no se vale que por capricho o por una ambición desmedida, se esquilme con cobros fuera de la ley a los consumidores de esta tierra del Bravo; defínase de una vez por todas quien tiene la razón y acabemos con esta zozobra, con esta esperanza que, como la incertidumbre, es cruel.

Insistimos: Como consumidores no aceptamos, ni aceptaremos pagar por estacionarnos en ningún centro comercial u hospitalario; ojalá el jefe de la comuna, recuerde que los ciudadanos de la  H. Ciudad Juárez, vía voto electoral, le volvieron a dar su confianza para que gobierne en beneficio de Juan Pueblo, cuando los intereses de éste se ven afectados por la voracidad de unos cuantos. Vale. 

Por: Cuauhtémoc Monreal Rocha