7.3°C / 45.2°F
C: 19.00 | V: 19.50

Boda “fifí” de Peimbert, grave insulto a pobreza

Por: Alfredo Martínez de Aguilar | 24 de octubre, 2018 - 06:18 | Opinión |

* La “boda fifí”, en Puebla, del ex vocero de Andrés Manuel López Obrador, César Yáñez, cuestionada por el lujo y que incomodó al presidente electo y padrino del enlace.

* Por la “boda fifí” de Arturo Peimbert Calvo las críticas fueron ácidas contra el Ombudsperson y se hicieron extensivas a sus “padrinos” Flavio Sosa, y a los curas Solalinde y Uvi.

(A Osvaldo Carrillo Hernández y a Óscar Rodríguez Hernández, familiares y amigos, por el sensible fallecimiento de madre y tía Apolonia María Teresa Hernández Ortiz “Thessy”. Un abrazo solidario en estos momentos difíciles. ¡Descanse en paz!)

El desencanto ciudadano aterriza, necesaria y obligadamente, en el desencanto de la democracia. Es un aspecto observado por la Corporación Latinobarómetro, con sede en Buenos Aires, Argentina.

Prueba fehaciente de ello, es la creciente decepción de la esperanza de cambio que generó Andrés Manuel López Obrador en la poco menos de la tercera parte del electorado mexicano.

Y no falta razón a los decepcionados y desencantados, “porque el pueblo es sabio y no se equivoca”. A la vista de todos está la incongruencia y la simulación, traducidas finalmente en vil hipocresía.

Baste recordar como botón de muestra la “boda fifí”, en Puebla, del ex vocero de AMLO, César Yáñez, cuestionada por el lujo y que incomodó al presidente electo y padrino del enlace, López Obrador.

La frivolidad y millonarios lujos del próximo coordinador general de Política y Gobierno, y de Atención Ciudadana, conocido como la sombra de AMLO, dinamitó los principios morales de éste.

La humildad de la vida en honrosa medianía juarista, pregonada a los cuatro vientos por Andrés Manuel contra los excesos y los privilegios de la “mafia del poder”, fue demolida por la “boda fifí” de su hombre más cercano.

Guardadas las debidas proporciones, peores críticas deben enderezarse contra la segunda “boda fifí” de Arturo de Jesús Peimbert Calvo con Ana Katiria Suárez Castro., con la presencia del genio mediático Epigmenio Ibarra, que llevó a la presidencia a López Obrador.

La primera “boda fifí” del Ombudsperson, fue en 2012, en la Casa de la Virgen, propiedad de conocido fiscalista, sita en Colón No. 100, San Felipe del Agua, con Vivianne Michelle Moorman Gómez. Las críticas contra Peimbert están más que justificadas, primeramente, porque es el Ombudsperson oaxaqueño.

Sus excesos son doblemente condenables porque es Defensor de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca. Sí, defensor de los derechos humanos de un pueblo con extrema pobreza y marginación. Más aún porque está dedicado a defender a sus cómplices activistas y milicianos de la Sección XXII de la CNTE y de las organizaciones sociales radicales.

Al trascender la información y las fotografías de la “boda fifí” de Peimbert Calvo, con justa razón los cibernautas fueron implacables en sus ácidas críticas contra el Ombudsperson en las redes sociales. Las críticas se hicieron extensivas a sus “padrinos” Flavio Sosa y a los Padres Solalinde y Uvi:

Pretor de Oaxaca (@RafaelG95186637) twitteó a las 6:55 p.m. on sáb., oct 20, 2018:

Mientras unos no tenemos para tragar este cabrón de Peimbert se gasta toda la lana de la @DDHPO en su 2a bodita

Eso sí es no tener madre, @flaviososavilla

Puro amigo fifí tienes!!!

@OaxConfidencial @padresolalinde https://t.co/d3nroDV5qg

(https://twitter.com/RafaelG95186637/status/1053781797396463616?s=09)

Oaxaca Confidencial (@OaxConfidencial) twitteó a las 3:04 p.m. on sáb., oct 20, 2018:

Hoy como hace 6 años vuelve a contraer matrimonio Arturo Peimbert, de la @DDHPO, en una boda suntuosa, casi faraónica, en rancho cercano a zona arqueológica de #Yagul ante más de 500 invitados VIP, con música y chef de #Guadalajara y mobiliario de Carmelita. https://t.co/kK6Fhk4OfF

(https://twitter.com/OaxConfidencial/status/1053723526736285702?s=09)

Ⓜ️iguel Quintana®💎 (@Quintana_JMG) twitteó a las 3:06 p.m. on sáb., oct 20, 2018:

📌Esa carpa gigante cuesta 120 mil pesos la renta!... seguro invitó a @alfonsocruzoax 😂😂😂😂

(https://twitter.com/Quintana_JMG/status/1053724143806369792?s=09)

Amable y generosamente oaxaqueños indignados con estos insultantes lujos hicieron saber al columnista que la recepción a los invitados especiales, se realizó el viernes 19 de octubre en el antro La Máquina, ubicado en la esquina de 5 de Mayo y Gurrión.

La “boda fifí”, se llevó a cabo en la zona arqueológica de Yagul con servicio de transporte de ida y vuelta, además que, según logramos establecer, Arturo de Jesús Peimbert Calvo pagó boletos de avión a sus amigos que asistieron de otros estados y algunos provenientes de Estados Unidos.  

El sábado 20 de octubre, el portal adnsureste.info, que dirige Rebeca Romero, informó: “No solo César Yánez, vocero de Andrés Manuel, tuvo su boda fifí, también en Oaxaca se cuecen habas el defensor de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca, Arturo Peimbert Calvo se casó nada más y nada menos que en la zona arqueológica de Yagul, área natural protegida. La elegante boda estuvo amenizada por grupos musicales de renombre, no estuvieron Los Ángeles Azules porque ya lo chotearon, pero sí estuvo presente el cantante chiapaneco Reylli, entre otros”.

Oaxaca se ha colocado como el segundo estado más pobre de México según el reporte de Medición de la Pobreza 2016, publicado por el Consejo Nacional de Evaluación de la Política de Desarrollo Social (Coneval) a finales de julio de 2017, donde resaltó que el 66.8 por ciento de los oaxaqueños vive en la pobreza.

Asimismo, la Secretaría de Desarrollo Social (Sedesol), a través de la Subsecretaría de Planeación, Evaluación y Desarrollo Regional, en su informe anual sobre la situación de pobreza y rezago social 2018, señaló que la entidad cuenta con un grado de rezago social muy alto.

De los cuatro millones 44 mil 455 oaxaqueños, un millón 87 mil 156 viven en pobreza extrema, mientras un millón 760 mil 185 en pobreza moderada, lo que da un total de dos millones 847 mil 341 oaxaqueños viviendo en la pobreza, algo que el actual gobierno del estado en coordinación con el gobierno federal no han podido disminuir.

A la luz de esta cruel, cruda y descarnada realidad, no podemos menos que reiterar la denuncia y acusación a Arturo de Jesús Peimbert Calvo de farsante, incongruente e hipócrita Defensor de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca.

Nada extraño en quienes siendo, en realidad, lobos del hombre, disfrazan su actuación con piel de oveja, ostentándose como radicales izquierdistas rociados con agua bendita por los sacerdotes seguidores de la teología de la liberación para enriquecerse a manos llenas.

De ahí, que sea obligado preguntar de dónde obtuvo Arturo de Jesús Peimbert Calvo los millones de pesos que debió costar su segunda “boda fifí” o bien, quién de sus mecenas pagó el cuantioso costo. A menos que sea dinero del presupuesto de la Defensoría de los Derechos Humanos del Pueblo de Oaxaca.

Detrás de la noticia

Alfredo Martínez de Aguilar

alfredo_daguilar@hotmail.com

director@revista-mujeres.com

@efektoaguila

Las opiniones emitidas en esta columna son responsabilidad de quien la escribe y no reflejan necesariamente la línea editorial de este medio.