8.5°C / 47.3°F
C: 19.90 | V: 20.40

Mujeres trabajando

Por: Alejandro Velasco | 28 de febrero, 2018 - 03:15 | Opinión |

Desde hace ya bastante tiempo que la mujer decidió incorporarse a la fuerza laboral en muy distintos niveles, por lo mismo comenzó a preparase desde los niveles básicos hasta llegar a la universidad con la intensión de sacar una carrera profesional, por lo mismo cada vez es más común que en las nuevas generaciones de egresados, el número de mujeres es mayor y con un alto nivel de preparación para desempeñarse en el ámbito que haya decidido, y en cuanto a sus resultados, son muy competitivos, por lo mismo, actualmente está en la pelea por conseguir sueldos iguales al de sus colegas varones, cosa que en algunos casos aún no se consigue, pero persisten en su pretensión que es lo más justo, pues a igual trabajo, igual remuneración.

Con lo anterior ejemplifico que las mujeres están en el área laboral, por el placer de ser financieramente independientes, además de conseguir su pleno desarrollo en el ámbito profesional de su preferencia dado los talentos que ya traen y esa capacidad de hacer todo de forma mucho más ordenada que su contraparte, de eso no hay la menor duda.

Es evidente que el camino para llegar hasta donde están en este momento no ha sido fácil, ya que cuando decidieron incorporarse a la economía, tuvieron que enfrentarse a la resistencia, primero de la propia familia que no veía con buenos ojos que las mujeres salieran de los hogares hacia algún centro laboral, pues simplemente no era bien visto, pero aun así lo intentaron y lo consiguieron. Ya en esos lugares de trabajo el problema es con los compañeros que en ocasiones y por el celo profesional o el simple machismo no les permiten avanzar en sus pretensiones de conseguir mejores puestos de trabajo, derivado de la aspiración que cualquier individuo tiene, en un ánimo de tener una mejor calidad de vida.

A sido notario el esfuerzo que han tenido que hacer para incursionar en áreas que anteriormente eran consideradas exclusivamente para varones, pero a base de trabajo y esfuerzo las mujeres han demostrado también esas capacidades y hoy en día las vemos con un nivel de competitividad impresionante y todo eso lo han hecho a lo largo de años de dedicación y persistencia.

Hoy en día es tan normal que la mujer pretenda convertirse en profesionista o emprendedora que son los mismos padres de familia quienes las alientan y apoyan en su pretensión, cosa que llena de orgullo a su familia.

Por todo lo anterior me resultó sumamente extraño conocer los resultados de la encuesta que hicimos en netnoticias.mx, misma que preguntaba la razón por la cual las mujeres salen a trabajar, pues la mayoría (el 76.5 %) contestó que era por necesidad, ya que el gasto no alcanza, mientras que tan solo el 22.4% dijo que por el gusto de ser financieramente independientes.

Y es que conozco a muchas mujeres profesionistas que afirman que se sienten muy bien de ganar su propio dinero y no depender de nadie, sean padres, familiares o pareja sentimental; posiblemente todavía en México no llegamos a ese nivel de cambio generacional en el que tanto hombres como mujeres son más independientes y si deciden iniciar una relación, la cuestión económica no tiene un papel tan importante, sino que como individuos deciden unirse como pareja de manera formal o simplemente como una decisión de adultos que sienten que pueden vivir juntos y en armonía sin que ello represente una interdependencia como ocurre en otros países que ya nos llevan varios años de ventaja; en fin parece que en nuestro país todavía estamos lejos de ello, cosa que no es negativo simplemente que seguimos siendo algo conservadores en el ámbito familiar y esa, al menos en este momento, parece ser la idea…