7.1°C / 44.8°F
$18.20 - $19.20

Las Vacaciones

Por: Carlos Angulo Parra | 11 de julio, 2017 - 05:59 | Opinión |

Todos disfrutamos nuestras vacaciones de verano, ahora que me he retirado de mi práctica profesional y tengo nietos, pero llevo más de seis años dedicándome de tiempo completo a la política, creo que han sido mis vacaciones más cortas (5 días aún me quedan 2), pero como las he disfrutado con mi esposa hijas, nietos y yernos.

Me salí por unos días del calorón que hace en estas fechas en mi Ciudad Juárez, dirigiéndome a las montañas. También es una de las veces que más he convivido con mi nieto varón que en marzo cumplió los diez años de edad. Me ha impactado que la Organización Mundial de la Salud se refiere a la adolescencia como “el periodo de crecimiento y desarrollo humano que se produce después de la niñez y antes de la edad adulta, entre los 10 y los 19 años. No me puedo ajustar a esta definición con mi nieto, pero cuando lo observo de cerca lo veo a veces como un niño y otras veces como un jovencito en un rápido proceso de maduración.

Las vacaciones son una gran oportunidad para la reflexión, en donde uno pone sus ideas en orden, aprovecho para compartirles lo siguiente.

Acabo de estar en Guadalajara en el evento de “Campus Party”, que es una gran feria de innovación en donde principalmente participan jóvenes milenials, pero no se excluyen a los mayores como yo, ni a los cuarentones y cincuentones de la Generación X. En ese evento se tiene como “ancla” (es decir un evento que es el que atrae a los demás eventos) a un ejercicio de innovación llamado “Hackathon” (palabra que se compone de la conjunción de las palabras Hacker y  Marathon), que consiste en darle a un gran grupo de personas, lo que se conoce como “retos”, a fin de que en un recinto determinado (en Guadalajara fue el gran centro de convenciones llamado “Guadalajara Expo”, que tiene más de 16,000 metros cuadrados de espacio cerrado), en un lapso entre 24 y 48 horas, tienen que presentar propuestas de solución a dichos retos.

Estos retos pueden ser problemas o situaciones de gobierno, de la sociedad, de las empresas de la academia y demás problemáticas. Las soluciones tienen que ser innovadoras, simples, prácticas, de costos razonables y que se puedan poner en práctica de inmediato. Muchas de las soluciones son la conjunción de ideas brillantes con aplicaciones prácticas del mundo de la tecnología, pero no están restringidas a la misma. Hay procesos de eliminatorias y a los ganadores les dan toda clase de premios, que abarcan desde dinero hasta cursos en lugares sofisticados como la NASA. En este año un grupo de la Universidad de Guadalajara se ganó un curso intensivo a la NASA en donde aprenderán aspectos básicos de los grandes adelantos tecnológicos e investigaciones que ahí se realizan.

Este año participaron más de 25,000 personas en el Hackathon de Guadalajara y hubo más de 10 retos. Alrededor del Hackathon, hubo múltiples exposiciones de toda clase de empresas e instituciones tanto educativas, como de organizaciones de procesos de innovación, como la de nuestro juarense/paseño Daniel Ozuna con su “Nomad X”. Hubo exhibiciones de drones que competían con proezas de vuelo sofisticadas, muestras de todo tipo de robots, de automóviles sofisticados, pero, sobre todo, hubo de una forma simultánea decenas de conferencias de todo tipo de temas de innovación, en donde se oía sobre avances tecnológicos, de evolución de formas de vida del género humano, lo último de finanzas, como los bit coins, sobre aplicaciones nuevas para teléfonos inteligentes y un sinnúmero de cosas muy interesantes.

Concluyo de que mis vacaciones, que me han servido para hacer recapitulación de mis ideas  derivadas de mi reciente experiencia en el evento de Campus Party, que vino a dar una culminación de muchas de las cosas que he estado aprendiendo desde que me empecé a adentrar en el mundo de la innovación, con el tema de Gobierno Abierto.

En efecto, estamos viviendo un momento crítico de quiebre histórico, en donde visualizo que el mundo de mis nietos (Carlitos, el de 10 años, Alessandra de 3 y Fernanda de 2), van a experimentar una vida nunca antes imaginada por nosotros,  en donde es posible que haya grandes cambios socio/políticos a nivel mundial que erradiquen la pobreza, cambien el entorno económico y de convivencia de los seres humanos, trayendo nuevas formas de democracia como la que brinda el Gobierno Abierto, en donde se invente un sistema económico que no será ni capitalista ni socialista, sino una mescla de lo bueno de ambos sistemas.

En otras entregas hablaré de estas oportunidades y de los retos que tenemos para que ocurran, mismos que pronto se nos irán presentando con un lento despliegue ante nuestros ojos.

Última Instancia

Por.- Carlos Angulo Parra