25.3°C / 77.5°F
$17.16 - $18.21

Ratas por doquier

Por: Cuauhtémoc Monreal Rocha | 18 de abril, 2017 - 05:20 | Opinión |

La honestidad es para la mayoría menos rentable que la falta de honestidad. Platón, filósofo griego.

La Semana Mayor, que también consta de 7 días 7, la pasamos vacacionando en la ciudad y en la tierra del pato Donald, lo curioso del caso es que la semana se nos fue como agua, rematando en el circo "du soleil", donde disfrutamos de un buen espectáculo circense, que maravilló a la Reina Sophìa, nos falta el circo de las pesadillas aquí en Juaritos  bello, pero con las pesadillas que todos los días vivimos los ciudadanos de esta chulada de país, con esas tenemos.

Quien iba a pensar, quien iba a pensar, quien iba a pensar, que pura una miada lo iban a matar, perdón, perdón. Quien iba a pensar que la Cuaresma de este 2017 iba a estar muy movida desde el punto de vista socio-político; de veras este es un país surrealista a mas no poder y cuando menos piensa uno las cosas, éstas suceden como es el caso, primero, la de un ciudadano, al parecer, norteamericano que fungía como Procurador de Justicia del Estado de Nayarit, que estaba conectado con el crimen organizado y al visitar a su familia en el otro lado, con permiso del gobernador nayarita, pues que lo detiene la DEA o el ICE acusándolo de muchas fechorías y por ello será juzgado en New York. Qué bien.

Luego, en la tierra de Garibaldi, un exgobernador tamaulipeco Tomás Yarrington, después de saborear una exquisita taza de café, fue aprehendido por las autoridades italianas con el auxilio de los ICE gringos y ya también está en chirona, siendo fuerte candidato a ser huésped no distinguido de alguna cárcel de los Estados Unidos, donde debe algunas culpas y puede pasar cadena perpetua, mientras que si lo traen a este país kafquiano, solamente pagaría con 20 años 20 en prisión y luego, mediante un amparo y una fianza, salir en completa libertad.

Por último, disfrutando del "du soleil" nos llegó, vía celulitis, un mensaje donde nos comunicaban que hacía unos minutos había sido detenido en la ciudad del Quetzal, otro exgobernador mexicano, ahora de Veracruz, Javier Duarte, por la policía Guatemalteca y al parecer con intervención de la Policía Federal de este país de políticos ratas.

Lamentablemente la raza chihuahuense no puede echar las campanas al vuelo porque nuestro César, sigue gozando de cabal salud y disfrutando plenamente de su fortuna mal habida, pues ni con los méndigos satélites gringos, han podido localizar, nuestras autoridades, al alopécico y rechoncho exgobernador de la tierra del cerro del Coronel.

Todavía hay ratas por doquier en nuestro país, citaremos solo dos: Arturo Montiel del glorioso Estado de México y tío del actual presidente y el prototipo del estudiantado mexicano en España, Humberto Moreira, pero luego les contaremos de ellos porque ahora todavía están protegidos por la ley de la impunidad, promulgada por el partido que sí sabe gobernar. Vale.