3.2°C / 37.8°F
Dólar: $19.64 - $20.63

Subirá dólar aunque gane Clinton: analistas

Por: Agencia Notimex | 07 de noviembre, 2016 - 14:13 | Economía |
Agencia Notimex

Nueva York.- El probable triunfo de Hillary Clinton, en la elección presidencial de este martes en Estados Unidos, generará volatilidad en los mercados accionarios aunque de dimensión mucho menor si el ganador fuera Donald Trump, según analistas.

Ya los mercados accionarios en Estados Unidos, de hecho, comenzaron a recuperarse este lunes de una racha de nueve días consecutivos en que apuntaron a la baja, presionados aparentemente por la posibilidad de un triunfo del candidato republicano en las urnas.

Asimismo, el peso mexicano, que ha fungido como un barómetro de las posibilidades que tiene Trump de triunfar, reportó este lunes su mayor avance en un mes, luego de que la víspera el director de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI) exonerara a Clinton sobre el uso de sus correos electrónicos.

Sin la posibilidad de que Clinton pudiera ser acusada de actos al margen de la ley en los días posteriores a la elección o ya en su presidencia, los mercados parecieron decidir que su victoria en las urnas era ahora más tangible que durante la semana pasada.

Los mercados apuntan al alza en sintonía con la probabilidad del triunfo de Clinton porque esta candidata representa una cierta continuidad respecto del actual gobierno.

Una victoria de Trump, en cambio, es incierta y probablemente negativa para empresas con vínculos con el exterior.

Pese a la euforia reportada este lunes en los mercados, la reacción que éstos tendrían una vez pasadas las elecciones podrían no ser tan exuberantes, en especial si los demócratas retoman el control del Senado, aunque esta posibilidad es menor.

Las reacciones iniciales de los mercados accionarios tras las elecciones, sin embargo, generalmente son de corto plazo, de acuerdo con un análisis de la agencia de información financiera Bloomberg.

Analistas advirtieron que la baja en los mercados accionarios tras un triunfo de Clinton sería encabezada por un descenso en el valor de las acciones de empresas de los sectores farmacéuticos, financieros y energéticos, principalmente.

Clinton ha prometido endurecer las regulaciones al sector financiero en Estados Unidos a fin de evitar una recesión como la de 2008, además de que su plan fiscal significaría mayores impuestos para los grandes bancos e instituciones financieras en este país.

Asimismo, la demócrata ha prometido revisar los mecanismos para evitar que las empresas farmacéuticas incrementen los precios de sus productos de manera significativa.

La demócrata también ha expresado que ofrecerá un apoyo más decidido a firmas generadoras de energía limpia y que combatirá la expansión de empresas que producen carbón.

Un triunfo total de los demócratas, en la presidencia y las Cámaras, “representaría uno de los más duros resultados para los bancos”, de acuerdo con un análisis publicado la semana pasada por el banco de inversión Morgan Stanley.

Al contrario, un alza en los índices accionarios luego del triunfo de Clinton es visto como improbable debido a que los mercados, tal como se ha visto este lunes, ya han descontando con sus avances recientes un triunfo de la demócrata.

Un victoria de Clinton, no obstante, podría significar buenas noticias para el peso mexicano, que podría revaluarse en un 4.3 por ciento con respecto del dólar, de acuerdo con analistas del banco de inversión JPMorgan.

En cambio, una victoria de Trump podría significar que el peso se devaluara en 17 por ciento, de acuerdo con análisis del banco francés Societé Generale.

Para los mercados accionarios, una victoria de Trump significaría una turbulencia mayor y más profunda que con Clinton, de acuerdo con analistas, debido a su propuesta para fijar barreras para el comercio internacional y la inversión de firmas estadunidenses en el extranjero.

El banco británico de inversión Barclays prevé una caída de 13 por ciento en los principales índices accionarios de Estados Unidos en caso de una victoria de Trump.

Asimismo, algunos analistas señalaron que en teoría algunos sectores podrían beneficiarse de un triunfo de Trump, como la construcción y la infraestructura, aunque apuntaron que sus planes son demasiado vagos como para generar una reacción positiva inmediata.

Informes y analistas señalan también a una tercera posibilidad luego del cierre de las casillas este martes en Estados Unidos, que podría ser igual o más desastrosa para los mercados que una victoria de Trump: la impugnación.

En caso de que alguno de los candidatos decida impugnar los resultados de las elecciones, los mercados iniciarían un descenso cuya duración y profundidad es casi imposible de prever, de acuerdo con expertos.